Continuo descenso del número de matrimonios en Estados Unidos

Etiquetas

(InfoCatólica) Un reciente estudio publicado por Centro de Investigaciones Pew ha revelado que el número de matrimonio en los Estados Unidos ha descendido drásticamente.

Aunque en la actualidad la mitad de los adultos de Estados Unidos están casados, una proporción que se ha mantenido relativamente estable en los últimos años, lo cierto es que se ha reducido en 9 puntos porcentuales durante el último cuarto de siglo y dramáticamente alcanzando un pico de 72% durante los años 60.

Una cultura que posterga el matrimonio

El estudio afirma que la disminución de la proporción de adultos casados ​​puede explicarse parcialmente por el hecho de que los estadounidenses acostumbran casarse ahora a una mayor edad. En 2016, la edad media para un primer matrimonio era de 27,4 años para las mujeres y de 29,5 años para los hombres, aproximadamente siete años más que las edades medias de 1960 (20,3 para las mujeres y 22,8 para los hombres).

Razones adicionales

Pero el postergar la fecha del matrimonio no explica todo el descenso. La proporción de estadounidenses que nunca contrajeron matrimonio ha aumentado constantemente en las últimas décadas. Al mismo tiempo, más adultos viven en concubinato con una pareja y crían de esa manera sus hijos fuera del matrimonio.

Las tasas de matrimonio también están más estrechamente vinculadas a la situación socioeconómica que antes. Según el estudio del Centro de Investigación Pew la brecha educativa en el estado civil ha seguido aumentando.

En 2015, entre adultos de 25 años o más, el 65% con un título universitario de cuatro años estaban casados, comparado con el 55% de aquellos con educación universitaria y el 50% entre aquellos sin educación después de la secundaria. Veinticinco años antes, la tasa de matrimonio era superior al 60% para cada uno de estos grupos.

Uno de cada siete adultos que nunca han contraído matrimonio ​​dicen que no quieren casarse

Entre los adultos que nunca han estado casados, el 58% dice que les gustaría casarse algún día y el 27% no está seguro si quiere casarse. Sin embargo, el 14% dice que no quiere casarse, según una encuesta del Centro de Investigación Pew realizada en agosto entre 4.971 adultos estadounidenses.

Los adultos no casados ​​que no han terminado la universidad son más propensos que los graduados universitarios a decir que no planean casarse en el futuro. Entre las edades de 25 años o más, el 20% de los adultos que nunca han contraído matrimonio ​​sin una licenciatura dicen que no quieren casarse, en comparación con el 11% entre los graduados universitarios de cuatro años.

La mayoría de los adultos que nunca han contraído matrimonio ​​dicen que no han encontrado a la persona adecuada, pero muchos también citan razones financieras

Entre los adultos que nunca se han casado, pero dicen que están dispuestos a casarse en el futuro, alrededor de seis de cada diez (59%) dicen que una razón importante por la que no están casados ​​es que no han encontrado a la persona adecuada. Un 13% adicional dice que esta es una razón menor por la cual no están casados ​​.

Alrededor de cuatro de cada diez adultos que no han contraído matrimonio ​​(41%) dicen que pueden querer casarse en el futuro y que no ser financieramente estable es una de las principales razones por las que no están casados ​​actualmente, y el 28% señalan esto como una razón menor . Menos – pero aún una parte sustancial – dicen que una razón importante (24%) o menor (30%) de que no están casados ​​es que no están listos para establecerse.

Los adultos que nunca han contraído matrimonio ​​con ingresos familiares menores de 75.000 dólares anuales son más propensos que aquellos con ingresos más altos a decir que el no estar seguro económicamente es una de las principales razones por las que no están casados: el 47% de aquellos con ingresos menores de 30,000 y el 40% de aquellos con ingresos de De 30.000 a 74.999 dicen que este es el caso, en comparación con el 21% de aquellos con ingresos de 75.000 dólares o más.

Para los adultos jóvenes que nunca se han casado, no ser financieramente estable y no estar listo para establecerse aparecen como razones por las que no están casados. Aproximadamente la mitad de los adultos solteros ​​de 18 a 29 años (51%) dicen que no son económicamente estables es una de las principales razones por las que no están casados, comparado con el 27% de las edades de 30 a 49 y el 29% de los 50 y mayores.

Los adultos jóvenes también son más propensos que sus homólogos más antiguos a citar que no están listos para establecerse como una de las principales razones por las que no están casados: el 31% de los adultos solteros ​​de 18 a 29 años dicen esto, comparado con el 14% de edades comprendidas entre los 30 y los 49 años y el 18% de los mayores de 50 años.

Let’s block ads! (Why?)

Anuncios

282 sacerdotes y religiosos a se declaran a favor del Referendum ilegal en Cataluña

Etiquetas

(InfoCatólica) Doscientos ochenta y dos sacerdotes, muchos de ellos religiosos de distintas órdenes y congregaciones y 21 diáconos, firmaron una declaración a favor del  referéndum ilegalizado por el Tribunal Constitucional que quieren que se celebre el 1 de octubre.

Dicen que lo que hacen está «en sintonía con nuestros obispos» a pesar de que precisamente se manifestaron hace dos días para pedir «que la sensatez y el deseo de ser justos y fraternos nos guíe a todos» ante la crispación que está intentando extender una minoría secesionista.

Lo sacerdotes y religiosos afirman que:

Valorando todas las circunstancias que han llevado a la convocatoria por parte del Gobierno de la Generalidad de un referéndum de autodeterminación el próximo 1 de octubre y ante la imposibilidad de pactar las condiciones para llevarlo a cabo de la forma acordada, consideramos legítima y necesaria la realización de este referéndum.

El único obispo que hasta ahora había dejado de ejercer la función pastoral de ser padre de todos ha sido Mons. Novell, obispo de Solsona, que ha apoyado abiertamente a quienes han querido romper la unidad de España desde Cataluña, en la misma línea de desprecio a una parte de los fieles que lleva tiempo desarrollando.

Algunos centros y colegios religiosos han sido reclutados por los convocantes para servir de centros electorales. No consta que todos ellos hayan sido informados.

Una minoría en una minoría

Como señala el periodista Javier Lozano, basándose en el último nomenclátor de la Conferencia Episcopal Española, la en Cataluña hay 2.190 sacerdotes y religiosos repartidos así: Barcelona (867); Sant Feliú de Llobregat (161); Terrasa (161), Tarragona (161), Gerona (204), Lérida (131), Solsona (106); Tortosa (107); Urgel (106); Vic (176). Eso supone que el porcentaje de sacerdotes y religiosos firmantes es muy minoritario.

Por otro lado el impacto en la sociedad catalana de una proclama de este tipo tiene un alcance muy limitado dada la gran descristianización de la sociedad. Un hecho complejo pero del que muchos de los firmantes no son ajenos.

Let’s block ads! (Why?)

Terroristas de la causa mapuche incendian tres iglesias en Chile

Etiquetas

(InfoCatólica) Durante la madrugada del pasado miércoles un grupo de desconocidos atacaron e incendiaron dos iglesias católicas y una protestante al sur de Chile, en la región de La Araucanía. 

El primer incendio afectó a dos iglesias católicas del sector de Púa, en la comuna de Victoria, que quedaron completamente calcinadas, mientras otra iglesia evangélica en la vecina localidad de Ercilla resultó parcialmente dañada.

Las autoridades investigan los hechos y han informado que los panfletos que dejaron los terroristas exigían la liberación de los 4 comuneros mapuche arrestados por incendiar el templo protestante de Padre Las Casas, el 9 de junio de 2016.

Antecedentes

No es la primera vez que terroristas vinculados a la causa mapuche efectúan este tipo de ataques. En marzo del año pasado atacaron la iglesia de San Sebastián y la casa parroquial en Vilcún en la región de la Araucanía, en el sur de Chile, dejándolas completamente calcinadas. Un mes después otra capilla católica fue incendiada en la zona de Antiquina, en la ciudad de Cañete, Región del Biobío destruyendo completamente la estructura, que dependía de la parroquia «Nuestra Señora del Carmen».

Más recientemente ocurrió un ataque el pasado 7 de septiembre, cuando una turba de manifestantes atacaron la Catedral de Temuco causando daños materiales y dejando herido al sacristán del templo. 

Let’s block ads! (Why?)

Ex trabajadores del aborto recaudan dinero para ayudar a mujeres embarazadas

Etiquetas

(LifeSiteNews/InfoCatólica) La activista por la vida Abby Johnson ha pasado de usar un huracán para promover el aborto a responder a las necesidades de las mujeres después de un huracán para promover la vida.

A raíz del devastador daño causado por el huracán Harvey, Planned Parenthood está solicitando donaciones para financiar abortos gratuitos. Abby Johnson, cuando fue directora de un centro abortista de Planned Parenthood en Houston, hizo lo mismo en el año 2005 tras el huracán Katrina. Ahora, ella está respondiendo al Huracán Harvey haciendo algo verdaderamente útil para las mujeres embarazadas.

Abby y otros ex trabajadores del aborto han recolectado donaciones para ayudar a las mujeres embarazadas. Su organización, «And Then There Was None» (ATTWN), ha recolectado más de 22.968 pañales, 38,409 toallitas, 1,444 libras de comida para bebés y 1,170 botellas de fórmula para bebés, junto con cientos de otros artículos para mujeres embarazadas desplazadas.

«Realmente queríamos hacer una diferencia positiva en las vidas de las madres embarazadas frente a las circunstancias difíciles que han sobrevenido tras el devastador huracán», explicó Abby. «Mientras pensaba que estaba ayudando a las mujeres durante las secuelas del huracán Katrina para obtener abortos gratuitos, en realidad, solo estaba sumando a la angustia. Ahora es nuestro momento de hacer algo diferente, algo verdaderamente útil».

En aquel entonces no había ninguna ATTWN, ayudando directamente a 150 familias a obtener pañales, toallitas, suministros de lactancia materna, artículos de higiene femenina, papel higiénico, botellas, cunas y cochecitos.

«La generosidad de la gente en todo el país ha sido asombrosa», firmójo Abby. «Hemos sido capaces de recolectar casi 20,000 dólares en artículos donados y dado esos artículos directamente a las familias necesitadas».

Cualquier persona puede ir a su Walmart local para recoger los regalos necesarios para donar. Hasta ahora, junto con los pañales, toallitas, comida para bebés, fórmula y otros artículos anteriores, ATTWN ha recibido más de 200 mochilas, corritos, columpios y asientos de automóvil, y más de mil dientes, juguetes, tazas y comederos.

Para ayudar a las mujeres embarazadas víctimas del huracán, ATTWN se ha asociado con el Centro de Ayuda de Embarazo de Houston, donde las familias podrían obtener los artículos que necesitan sin costo alguno.

Abby quería ayudar porque «he visto de primera mano el daño emocional, físico y espiritual que el aborto causa cuando trabajaba en Planned Parenthood».

En aquel entonces no había nadie que se dedicara a ayudar a la transición de los trabajadores del aborto fuera del negocio del asesinato. De manera práctica, ATTWN ayuda a los ex empleados de los centros de aborto a encontrar trabajo, administrar las finanzas y obtener vivienda. ATTWN también ofrece retiros espirituales para aquellos que han sido confundidos y agobiados por parte de la industria del aborto.

Ver un aborto durante un ultrasonido la cambió

Abby dejó su trabajo como directora de la clínica de aborto de Planned Parenthood en el año 2009 después de ver un aborto en vivo a través de ultrasonido. Ella se sorprendió al ver cómo el bebé a punto de ser abortado se parecía al ultrasonido de su propia hija. Observó al bebé encogiéndose y retorciéndose para evitar el tubo de vacío utilizado para el aborto.

Escribió sobre la experiencia en su libro «Unplanned: The Dramatic True Story of a Former Planned Parenthood Leader’s Eye-Opening Journey across the Life Line»:

«Por el momento más breve», escribió, «el bebé parecía … retorcido como un paño de cocina cuando lo giras y lo aprietas. Y luego empezó a desaparecer en el tubo de succión ante mis propios ojos. Lo último que vi fue la pequeña y perfectamente formada columna vertebral aspirada en el tubo, y luego desapareció.

Abby dejó su trabajo días más tarde, y ha sido un activista pro-vida desde entonces.

«Soy pro-vida porque estoy a favor del amor», afirma en su sitio web. «Cada vida, desde el niño en el útero hasta el anciano, inclusive la vida del trabajador de la clínica del aborto, tiene un valor increíble».

«Creemos que el aborto despoja a las mujeres de su dignidad», continúa. «Creemos que la maternidad en cambio la potencia».

Let’s block ads! (Why?)

Nuevo premio a la película «Converso» que se estrena la semana que viene

Etiquetas

(InfoCatólica) La película Converso, dirigida por el agnóstico David Arratibel, cosecha nuevos premios la semana previa al estreno.

El filme narra como toda la familia de David Arratibel se convirtió al catolicismo. David, agnóstico, rodó  una película buscando entender por qué. Pero Converso es, sobre todo, un diálogo franco y abierto sobre la fe entre creyentes y no creyentes

Nuevos premios

Converso logró la Biznaga de Plata al Mejor Director Documental en el pasado Festival de Málaga, el Premio del Público en el Festival Internacional de Cine Documental de Navarra 2017, y ayer fue anunciado que ganó tres premios en el Fesival Alcances de Cádiz. La cinta ha sido aplaudida por la crítica y varios medios ya la han calificado como “el Mejor Documental del Año”.

Según la directora de Madrimaná, Teresa Ekobo, Converso  ‘es un regalo para los creyentes, que por fin pueden admirar en el cine español a alguien que se acerca a la fe sin prejuicios sino con todo el asombro y apertura y lo muestra en la gran pantalla’.

«Tenemos una fe demasiado voluntarista. Una conversión es cosa de Dios»

En una reciente entrevista, María Arratibel, una de las protagonistas del documental declaraba que

La evangelización es un mandato divino. Es algo que no podemos no hacer. Aunque es un tesoro escondido en vasijas de barro. Muchas veces lo hacemos mal, lo hacemos aburrido, pero no tenemos derecho a guardárnoslo. A Jesucristo, que hacía milagros delante de la gente, había quien le daba la espalda. Nosotros no vamos a ser más. No puedes renunciar a cuestiones que son esenciales por gustar al mundo, porque no se te enfaden, por no ser raros. Hay que hablar las cosas con naturalidad y con paz, sin imponer las cosas y desde el respeto al otro. Quizá, a veces, no sabemos respetar al otro. Y si Dios existe, igual tenemos que tener un poco más de confianza en Él. Creo que tenemos una fe demasiado voluntarista. Parece que está en nuestra mano que la gente se convierta y una conversión es una cosa de Dios, absolutamente. La fe es un don.

Let’s block ads! (Why?)

¿En qué momento dejó nuestro pueblo de ser cristiano?

Etiquetas

Homilía en la celebración del Te Deum en la Catedral de Los Ángeles el 18 de septiembre por el obispo Felipe Bacarreza Rodríguez

Señor Gobernador…
Queridos hermanos sacerdotes y diáconos
Queridos hermanos y hermanas en el Señor.

Nuevamente, nos encontramos en esta importante fecha de la independencia de nuestra Patria ante el altar del Señor para agradecer, por los beneficios recibidos durante los 207 años de nuestra nación.

Acción de gracias por la patria

La comunidad cristiana ha querido reunirse, acompañada por sus pastores, a celebrar la Acción de gracias por excelencia –esto significa la palabra «eucaristía»– en primer lugar porque Dios nos ha concedido la fe en Él y nos permite alabarlo, a nosotros que somos criaturas suyas tan pequeñas. Lo decimos con San Agustín en el comienzo de Las Confesiones:

Grande eres tú, Señor, y muy digno de alabanza; grande es tu fuerza y tu sabiduría no tiene medida» (Sal 48,2; 96,4; 145,3; 147,5). Y el hombre pretende alabarte, esta partícula de tu creación, que lleva sobre sí su destino mortal, que lleva sobre sí la prueba de su pecado y la prueba de que tú resistes a los soberbios (Sant 4,6; 1Ped 5,5). Y, sin embargo, el hombre, esta partícula de tu creación pretende alabarte. Eres tú quien lo induces a deleitarse en tu alabanza, porque nos creaste para ti y nuestro corazón está inquieto mientras no descanse en ti (Conf. I,1,1).

Él nos concede, entonces, poder cantar: «Te Deum laudamus, te, domine, confitemur…». «A ti, Dios nuestro, te alabamos; a ti, Señor, te confesamos…».

Nos duele la patria

No podemos ocultar, sin embargo, que este año, por primera vez, venimos a celebrar el aniversario patrio con dolor en el alma por la patria. Nos duele la patria, porque vemos que ella ha decidido sacudirse de sus hombros el suave yugo de la ley de Dios y ha preferido adoptar el pesado yugo de la ley humana. Por primera vez se ha adoptado en nuestro sistema legal una ley contraria a la ley de Dios.

Bien recordamos los mayores el canto que aprendimos y que cantabamos en nuestros templos:

«Hasta tus plantas, Señor, llegamos,
buscando asilo en tu Corazón.
Tus gracias todas hoy imploramos,
que ellas protejan nuestra Nación».

Y el coro decía:

«Do quiera el Rey de reyes,
levantese un altar.
a Dios queremos en nuestras leyes
en las escuelas y en el hogar»

No podríamos cantar este canto hoy, porque no sería verdad. Hoy la patria no quiere a Dios en sus leyes. No queremos su mandamiento: «No matarás»; no matarás a un inocente. Hemos aprobado una ley que permitirá matar en nuestros hospitales a seres humanos inocentes, creados por Dios para que comiencen su existencia, que vean la luz y aporten a nuestro mundo con los dones que Dios les ha dado.

Querríamos borrar de nuestro calendario y de la historia de nuestra patria el día en que esa ley fue promulgada. El día 14 de septiembre de 2017 es un día nefasto, en que nuestra patria firmó su disociación respecto de Dios: No queremos que tú nos gobiernes; no queremos tus leyes. Firmamos lo contrario que decía el canto: «A Dios no lo queremos en nuestras leyes». Queremos, en cambio, una ley que permita quitar la vida a seres humanos inocentes, cuando ellos incomodan, cuando a la madre significa un sacrificio llevar adelante la vida de su hijo.

Qué distinta es esa conducta de la que Jesús define para su discípulo: «El que quiera ser mi discípulo tome su cruz cada día y sigame».

Nuestro pueblo ya no es cristiano

¿En qué momento dejó nuestro pueblo de ser cristiano? ¿Quién quitó del corazón de los chilenos el amor a Dios? Todos tenemos culpa y tenemos que pedir perdón. Bien puede quejarse Dios de estos hijos suyos, como hacía con su pueblo de Israel: «Oigan, cielos, escucha, tierra, que habla el Señor; Hijos crié y saqué adelante, y ellos se rebelaron contra mí. Conoce el buey a su dueño, y el asno el pesebre de su amo. Israel no conoce, mi pueblo no discierne… Han dejado al Señor, han despreciado al Santo de Israel, se han vuelto de espaldas» (Is 1,2-3.4).

En la historia tendrá que escribirse que el día en que Chile oficialmente renunció a su condición de cristiano fue el día en que firmó la ley de aborto, que permite en tres casos matar a seres humanos inocentes. Ese día, como dijimos, es el 14 de septiembre de 2017. Por eso, decíamos al comienzo que celebramos este Te Deum con dolor en el corazón.

No estamos rendidos

Pero no estamos rendidos. Los cristianos estamos acostumbrados a vivir en situaciones contrarias a la enseñanza de Cristo, incluso de persecución. Debemos seguir luchando para que todos los chilenos volvamos a unirnos en el respeto al carácter inviolable de la vida humana, en cuanto su sujeto ha sido creado por Dios a su imagen y semejanza. Debemos considerar que vivimos en un país que ya no es mayoritariamente cristiano. Nuestro país es hoy como los de Oriente medio, de Asia o Africa en que los cristianos no son mayoría. También allí, como en Chile, los cristianos tenemos que cumplir el mandato misionero de Cristo resucitado: «Vayan y hagan discípulos de todos los pueblos». Chile es entonces una tarea.

Tres aspectos principales tiene esa lucha que debemos emprender desde ahora mismo.

El primero consiste en la instrucción. Tenemos culpa los cristianos de Chile en la aprobación de la ley de aborto, porque no nos hemos instruido y nos hemos dejado engañar. Hemos escuchado a aquellos que niegan la existencia de un ser humano en el seno materno desde la concepción; hemos creído a los que afirman que se trata sólo de un grupo de células que la madre puede decidir eliminar, como algo que invade su cuerpo. No nos hemos preocupado de instruirnos en la doctrina de la Iglesia sobre el aborto. La Iglesia enseña sin vacilación: «La vida humana debe ser respetada y protegida de manera absoluta desde el momento de la concepción. Desde el primer momento de su existencia, el ser humano debe ver reconocidos sus derechos de persona, entre los cuales está el derecho inviolable de todo ser inocente a la vida… tanto el aborto como el infanticidio son crímenes abominables» (Catecismo, N. 2270; 2271).

El segundo aspecto es la participación activa en la formulación de las leyes que rigen nuestra convivencia, es decir, en la participación política. Tenemos que informarnos sobre lo que piensan y creen los candidatos al parlamento y, sobre todo, los candidatos a la presidencia de la República. Los cristianos no debemos votar nunca más por candidatos ateos o agnósticos que arrastren a todo el país en la negación de Dios. Ningún cristiano debería dar su voto a personas que no creen en Dios, porque para los cristianos Dios es todo y tenemos la sentencia clara y absoluta de Cristo como nuestra norma: «Separados de mí no pueden hacer nada», separados de mí son como el sarmiento que se corta de la vid. Dentro de dos meses exactos tendremos ocasión de ejercer ese derecho y elegir nuestras autoridades. El principal criterio para decidir por quién votar debe ser que el candidato crea en Dios y respete la ley de Dios.

Ley de matrimonio homosexual

No podemos celebrar con alegría estas fiestas patrias, porque estamos agobiados por lo que se ha llamado un «frenesí legislativo».

No basta con haber introducido una ley que acaba con el respeto al valor inviolable de la vida humana; ahora se quiere acabar con el matrimonio como unión de hombre y mujer, como ha sido establecido por Dios desde la creación: «Creó Dios al ser humano a imagen suya, a imagen de Dios lo creó, hombre y mujer los creó. Y los bendijo Dios, y les díjo Dios: Sean fecundos y multipliquense y llenen la tierra» (Gen 1,27-28).

Jesucristo sancionó también él esta unión cuando dijo: «¿No han leído que el Creador, desde el comienzo, los hizo hombre y mujer, y que dijo: Por eso dejará el hombre a su padre y a su madre y se unirá a su mujer, y los dos se harán una sola carne?» (Mt 19,4-5). No se encuentra en toda la Escritura Santa un sólo texto que contemple la unión de dos personas del mismo sexo. Y, si lo menciona, es para reprobarlo.

La Iglesia afirma con energía que las personas homosexuales tienen idéntica dignidad que toda otra persona y deben ser respetadas y amadas. Pero con la misma energía enseña que las relaciones homosexuales son contrarias a la voluntad de Dios.

Enseña el Catecismo: «Apoyándose en la Sagrada Escritura que presenta los actos homosexuales como depravaciones graves (cf Gen 19, 1-29; Rom 1, 24-27; 1 Cor 6, 10; 1 Tim 1, 10), la Tradición ha declarado siempre que los actos homosexuales son intrínsecamente desordenados. Son contrarios a la ley natural. Cierran el acto sexual al don de la vida. No proceden de una verdadera complementariedad afectiva y sexual. No pueden recibir aprobación en ningún caso» (Catecismo N. 2357). Esta es la enseñanza que la Iglesia recibe de la Palabra de Dios y en la cual los cristianos debemos instruirnos. Dijimos que la instrucción es uno de los aspectos por medio de los cuales debemos volver a evangelizar nuestra patria.

A propósito de la unión de un hombre y una mujer en el matrimonio, el Catecismo cita a Tertuliano, un antiguo escritor eclesiástico: «¿De dónde voy a sacar la fuerza para describir de manera satisfactoria la dicha del matrimonio, que la Iglesia celebra, que la ofrenda confirma, que la bendición sella? Los ángeles lo proclaman, el Padre celestial lo ratifica…¡Qué matrimonio el de dos cristianos, unidos por una sola esperanza, un solo deseo, una sola disciplina, el mismo servicio! Los dos son hijos de un mismo Padre, servidores de un mismo Señor; nada los separa, ni en el espíritu ni en la carne; al contrario, son verdaderamente dos en una sola carne. Donde la carne es una, también es uno el espíritu» (Catecismo N. 1642).

El Catecismo nos manda amar y respetar las personas homosexuales: «Un número apreciable de hombres y mujeres presentan tendencias homosexuales instintivas. No eligen su condición homosexual; ésta constituye para la mayoría de ellos una auténtica prueba. Deben ser acogidos con respeto, compasión y delicadeza. Se evitará, respecto a ellos, todo signo de discriminación injusta. Estas personas están llamadas a realizar la voluntad de Dios en su vida, y, si son cristianas, a unir al sacrificio de la cruz del Señor las dificultades que pueden encontrar a causa de su condición» (Catecismo N. 2358).

La ideología de género

La última insidia, no sólo contra el cristianismo, sino contra la humanidad en general es la imposición de la «ideología del género». Se nos quiere hacer creer que el género masculino o femenino puede ser elegido por cada uno independientemente del sexo biológico que cada uno tiene. Que los roles masculino y femenino son una creación cultural que bien puede cambiar.

Ya hemos recordado que según nos instruye la Palabra de Dios, y también la evidencia, Dios creó al ser humano hombre y mujer y que la distinción sexual es clara y se ordena a la complementariedad y a la procreación. Los seres vivos que se reproducen por generación tienen sexo que distingue al macho de la hembra. Nadie confunde un toro de una vaca; y así de todos los animales. Son los seres inanimados, los seres sin vida, los que en su materialidad no tienen sexo y cada cultura les asigna, por analogía con los seres vivos, un género masculino o femenino. Por ejemplo, la sangre, en español es femenina y decimos: «La sangre roja»; en italiano y también en latín, ese mismo objeto, se considera masculino y ellos dicen: «Il sangue rosso (rojo)». Pensaríamos que una flor es esencialmente femenina y decimos: «La flor es bella». Pero no; para un italiano es masculino y dice: «Il fiore è bello». No ocurre así con el ser humano. El ser humano no es un objeto; es un ser vivo, en el cual la distinción masculino y femenino forma parte de su naturaleza. El ser humano no sólo tiene sexo; es sexuado todo él. La ideología de género reduce al ser humano a un objeto no sexuado al cual se puede dar uno y otro género. La ideología del género es un engaño ante el cual tarde o temprano el mundo reaccionará; pero habremos dejado a muchos profundamente dañados en su identidad.

¿Qué hay detrás de estos intentos? Se trata de la destrucción de los valores cristianos tradicionales de los cuales el mundo quiere liberarse. Como decíamos más arriba, se trata de sacudirse el suave yugo de Cristo. No queremos oír su voz que nos invita: «Tomen sobre ustedes mi yugo y aprendan de mí… mi yugo es suave».

La misericordia cristiana

El tercer aspecto en nuestra tarea de hacer discípulos de Cristo, que he dejado para el final pero es el más importante, es ejercicio de la misericordia. No hay anuncio más elocuente de Cristo que el amor fraterno, que adquiere la forma de la misericordia, cuando se dirige a quien está sufriendo, a los más necesitados. El ejercicio de la misericordia depende, sin embargo, de nuestra estrecha unión con Cristo en la oración, en la Eucaristía dominical, en la lectura de la Palabra de Dios. Sin estos medios no podemos hacer nada, porque separados de Cristo somos como el sarmiento que se seca y se arroja al fuego. En Cristo hemos aprendido lo que es el amor.

El apóstol San Pablo en la carta a su discípulo Timoteo lo exhorta a «orar por las autoridades para que podamos vivir una vida tranquila y apacible con toda piedad y dignidad. Esto es bueno y agradable a Dios, nuestro Salvador». Y agrega: «que quiere que todos los hombres se salven y lleguen al conocimiento pleno de la verdad». Esa verdad plena es esta: «Hay un solo Dios, y también un solo mediador entre Dios y los hombres, Cristo Jesús, hombre también, que se entregó a sí mismo como rescate por todos. Este es el testimonio dado en el tiempo oportuno». De esto queremos ser testimonio nosotros en nuestro tiempo.

Encomendamos, finalmente, nuestra patria a la Virgen del Carmen, bajo cuyo manto protector está puesta nuestra patria desde sus origenes. Así lo quisieron los padres de la Patria, que no la imaginaban sino como un país cristiano y a todos sus habitantes como hijos de María. En este dia de la Patria oramos para que recupere esa identidad que los padres de la patria le dieron.

+ Felipe Bacarreza Rodríguez

Obispo de Santa María de los Ángeles

Let’s block ads! (Why?)

El bien de la familia natural

Etiquetas

Ante todo voy a decir algo: quiero hablar de la familia natural, de la familia que ha existido siempre, la compuesta fundamentalmente por padres e hijos y, en ocasiones, por algún o algunos antepasados. Y la llamo familia natural porque no estoy dispuesto a que se me manipule el lenguaje, como me he encontrado a veces con gente partidaria de la ideología de género, que para dar paso a sus concepciones de otras familias, querían que yo a esta familia le llamase familia tradicional. Familia natural, normal, punto y basta.

«El bien de la familia es decisivo para el futuro del mundo y de la Iglesia» (Exhortación Apostólica «Amoris Laetitia» nº 31). «Debemos agradecer que la mayor parte de la gente valora las relaciones familiares que quieren permanecer en el tiempo y que aseguran el respeto al otro… Muchos estiman la fuerza de la gracia que experimentan en la Reconciliación sacramental y en la Eucaristía, que les permite sobrellevar los desafíos del matrimonio y de la familia» (AL nº 38). En las encuestas, los valores familiares siguen estando muy apreciados; los jóvenes ven en la familia estable un baluarte contra las desgracias de todo tipo. Preguntar si un niño se encuentra mejor en una familia compuesta por sus padres biológicos casados en una familia monógama y estable, o si estaría mejor en una familia compuesta de padres divorciados y recasados, o formada por personas del mismo sexo, tiene una respuesta obvia, pero la ideología de género y lo políticamente correcto son capaces de llamarte reaccionario y homófobo. Lo que hace poco era delito y constituían conductas reprobadas, hoy se convierte en norma.

Y es que la Ideología de Género trata de debilitar a la familia como sociedad natural fundada en el matrimonio, facilitando, allí donde ha alcanzado el poder, como por ejemplo en España, una legislación en que el matrimonio y la familia con notas de exclusividad, indisolubilidad y apertura a la vida, termine apareciendo como una oferta anticuada en medio de muchas otras. Y sin embargo las otras, así llamadas familias por la legislación son solamente sucedáneos que cumplen su papel de una manera muy precaria y deficiente. Resulta que el padre que sólo traía dinero al hogar, culpable de desapego, que no cría a sus hijos, a los que sólo ve de tarde en tarde, ni se involucra en sus preocupaciones, es el padre que esta ideología quiere y exige.

En cambio la realidad es que el padre juega un papel decisivo en la vida familiar. Su presencia es muy importante en la educación de los hijos y en su integración en la sociedad, mientras su ausencia priva a los niños de una gran ayuda en el proceso de maduración que los hijos deben recorrer, negándoles un amor orientador que les ayude a madurar. Hay ocasiones en las que el niño pierde por muerte o abandono uno de sus padres o los dos, pero crear adrede esa carencia es de locos, y es que los hijos los necesitan.

El matrimonio es una íntima comunidad conyugal de vida y amor y la sexualidad está ordenada al amor conyugal entre el hombre y la mujer. Pero «esta unión está ordenada a la generación por su propio carácter natural. El niño que llega no viene de fuera a añadirse al amor mutuo de los esposos; brota del corazón mismo de ese don recíproco, del que es fruto y cumplimiento» (AL nº 80).

Como dijo Denis Cameron, tras unas muy serias algaradas juveniles: «Si queremos arreglar nuestra sociedad rota, tenemos que empezar por la familia y por los padres. En ausencia del padre los niños tienen más posibilidad de vivir en pobreza, abandonar la escuela y acabar en prisión. No podemos ignorar esto». La pregunta que hay que hacerse es si los políticos quieren realmente arreglar nuestra sociedad o si su visión termina en las próximas elecciones. Estamos asistiendo a una glorificación de la homosexualidad, cuando la realidad es como el Colegio Norteamericano de Pediatras indica: «La investigación ha demostrado considerables riesgos para los niños expuestos al estilo de vida homosexual. La violencia en las parejas del mismo sexo es entre dos y tres veces más frecuente que entre las parejas heterosexuales casadas. Las parejas del mismo sexo son mucho más propensas a romperse que los matrimonios heterosexuales; la pareja homosexual media dura sólo entre dos y tres años. Los hombres y mujeres homosexuales son más promiscuos, con múltiples compañeros sexuales, incluso cuando mantienen relaciones ‘con compromiso’. Los individuos que practican el estilo de vida homosexual tienen una probabilidad más alta que los heterosexuales de sufrir enfermedad mental, abuso de sustancias, tendencias suicidas y esperanza de vida acortada». Por todo ello el Colegio Americano de Pediatras se declara radicalmente en contra de la homoparentalidad, por no ser el ambiente más adecuado para la correcta educación de un niño.

Por ello pienso que la familia natural es la estructura mejor para asegurar a los seres humanos la estabilidad y el confort afectivo y psicológico necesarios para su desarrollo. Además es el lugar ideal para la unión y la transmisión de valores entre las diversas generaciones. Si la familia anda bien, la sociedad anda bien. Ahora bien, preguntémonos todos qué debemos hacer para que esto suceda.

Pedro Trevijano

Let’s block ads! (Why?)

James Martin S.J. afirma que los católicos LGBT no están obligados a practicar la castidad

Etiquetas

La cosa va a velocidades de vértigo. Barbaridades doctrinales y morales estamos hartos de escucharlas, qué se le va a hacer. Que sor Veneranda nos diga que ponerse la casulla para celebrar es una bobada porque Jesús no tenía una, que Paco, el párroco de San Serenín, afirme que es igual ser musulmán o católico, o que Maripepa, de la iglesia de base más básica, nos instruya con un nuevo concepto teológico según el cual una cosa es el evangelio y otra la doctrina de la Iglesia, se sabe que existe y tampoco tiene mayor trascendencia que la de los cuatro que siguen ahí tirando.

Otra cosa es lo que pueda afirmar el jesuita padre James Martin, porque ese reverendo no es un cualquiera, sino nada menos que un asesor vaticano, y eso hace que sus teorías se hagan más peligrosas por lo que asesora y a quien asesora. Esto es como si a la Tacones la ponen como defensora de la castidad en las madres Társilas. Ya me entienden.

El padre Martin se despacha hoy con una novedosa novedad según la cual, evidentemente siguiendo las directrices de Amolis laetitia, y en contra de toda la tradición moral de la Iglesia, hasta llegar a la Veritatis Splendor, ha decidido que las normas morales absolutas no existen y que todo es un puro subjetivismo.

Así no se corta un pelo cuando afirma tajantemente, sin lugar a dudas, que “los católicos LGBT no están obligados a practicar la castidad”.

Como ven, interesante. No es que diga que hay que abolir completamente el sexto mandamiento, que no se atreve, aunque me da que lo piensa por el contexto de toda la disertación que ha colocado en youtube. Pero sí que el colectivo LGBT no está obligado a ser casto, apelando a la supuesta “tradición teológica que sostiene que una doctrina no se convierte en tal hasta que sea aceptada por todos los fieles”.

Esto es, no digo ya una barbaridad, que lo digo, sino una solemne tomadura de pelo, porque según la última chorrada del P. Martin, la Iglesia católica ha dejado de tener doctrina ya que no conozco una sola que no haya tenido que aguantar disidencias. Antes, in illo tempore, cuando alguien se empeñaba en negar la doctrina, era excomulgado, es decir, si usted no está en comunión con la Iglesia, porque niega puntos esenciales, pues se vaya de la Iglesia. Ahora es al revés: si usted no está de acuerdo con algo, se cambia la doctrina y punto, o como mínimo se le dispensa personamente.

¿Qué usted no asume personalmente la obligación de la misa dominical? Pues entonces no le obliga. ¿Qué no acepta la transustanciación? Pues más de lo mismo. ¿Que una persona o un colectivo no aceptan la doctrina sobre la castidad que ha de mantenerse fuera del matrimonio católico? Pues está claro: no están obligados.

Este padre es un asesor del papa, y lo que dice está en perfecta consonancia con el capítulo VIII de Amoris Laetitia que consagra el final de la moralidad objetiva para que todo dependa de que subjetivamente se acepten las normas morales o no.

No tengo ganas de escribir más. Pero esto es gravísimo. Sobre todo porque están consiguiendo dividir a la Iglesia no es cosas menores, como ritos o pequeñas costumbres, sino en la esencia misma de la moral. 

Let’s block ads! (Why?)

Un colegio marista de Barcelona acoge actividades de Kriya Yoga y «poder interior»

Etiquetas

El Colegio “La Inmaculada”, que regentan los Hermanos Maristas en Barcelona, tiene previsto acoger esta tarde una conferencia sobre “meditación yóguica” a cargo de un discípulo de Paramahansa Yogananda, fundador de la secta Self-Realization Fellowship (SRF, Comunidad de la Autorrealización), de visita en España. Además, durante el sábado y el domingo el mismo centro educativo católico será el escenario de unas clases para persones que ya estudien las lecciones de este movimiento de origen hindú.

Las actividades se enmarcan en la visita a España de Satyananda, discípulo monástico de Yogananda, que también tenía prevista, para la próxima semana, una conferencia pública en un colegio de los Salesianos en Madrid. Sin embargo, éstos se asesoraron debidamente y decidieron suspender la convocatoria, que finalmente tendrá lugar el próximo 27 de septiembre en el Instituto de Educación Secundaria “La Paloma”, según informa la propia secta.

En el caso de los religiosos barceloneses, algunas personas se han puesto en contacto con ellos para preguntar por correo electrónico por estas actividades, sin obtener respuesta por su parte. Los que han llamado por teléfono para manifestar su perplejidad por la celebración de los actos han recibido la contestación de que se van a celebrar de todas maneras.

Despertar el “poder interior”

Lo previsto para esta tarde es una conferencia pública con meditación guiada. Precisamente lleva por título “La meditación: despierta tu poder interior”. En la web de la organización explican que frente a los problemas y dificultades de la vida “la técnica de la meditación yóguica es una herramienta vital y profunda que puede ayudarnos a desarrollar la fortaleza interior necesaria para superar las dificultades y prosperar en la vida, sean cuales sean las circunstancias que se presenten en nuestro camino”.

Por ello, el hermano Satyananda “hablará sobre el poder de la meditación yóguica para superar los desafíos de la vida, y ayudará a los asistentes a conectarse con su potencial espiritual. Cabe destacar que la SRF se considera “una organización religiosa mundial”, por lo que ofrece algo que va más allá de una simple técnica de relajación.

En la publicidad del evento se destaca una frase del mismo Yogananda, fundador de la SRF: Existen en tu interior yacimientos inexplorados de energía. Tú utilizas inconscientemente esa energía en todos tus actos y obtienes así ciertos resultados; sin embargo, tus logros serán mucho mayores si aprendes a controlar y emplear conscientemente dichos potenciales interiores.

Conferencia pública y actividades para iniciados

La conferencia prevista para hoy, viernes, está pensada para todos los públicos, como un medio de proselitismo. Sin embargo, el “programa de fin de semana”, según se explica, “incluye actividades inspirativas y meditaciones, así como clases sobre las técnicas de meditación para los estudiantes de las Lecciones de Self-Realization Fellowship. Las personas que acudan por primera vez y estén interesadas en estudiar las enseñanzas de Paramahansa Yogananda pueden participar en las clases suscribiéndose, ya sea con antelación o durante el fin de semana, a las Lecciones de SRF —una serie completa de lecciones aptas para su estudio en el hogar que abarcan la ciencia de la meditación y el arte de vivir conforme a los principios espirituales—”.

En el programa del fin de semana pueden verse los momentos de meditación grupal, las clases de repaso de las técnicas de SRF (sólo para estudiantes de las Lecciones) y la iniciación en Kriya Yoga (sólo para personas que han solicitado tal iniciación en la sede central de SRF y para personas que ya sean Kriyabanes).

¿Qué son los Kriyabanes? Según Paramahansa Yogananda, “la vida de un Kriya Yogui avanzado no se ve influida por los efectos de las acciones pasadas, sino exclusivamente por las directrices del alma”. Lo que supone una total liberación y, en el fondo, una autodivinización: “el método superior de vivir según los dictados del alma, libera al yogui, que rota la prisión del ego, respira la atmósfera profunda de la onmipresencia”.

Según afirma el experto en religiones José Luis Vázquez Borau, miembro de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES), “el Kriya Yoga es una técnica semejante a la Meditación Trascendental, que puede tener mucho atractivo por la pacificación que conlleva en este mundo tan disperso, pero que a su vez puede llevar a un adoctrinamiento que se aparta completamente del cristianismo y a una deriva sectaria de sus seguidores.

Una secta aficionada a los espacios católicos

Tal como hemos señalado más arriba, los salesianos de Madrid tuvieron la prudencia de rescindir el contrato de alquiler del salón de actos de uno de sus colegios en la capital de España donde la SRF pretendía realizar una conferencia. Pero esta “visita monástica” en septiembre de 2017 de un monje de la secta no es la primera ocasión en la que centros católicos han sido los lugares elegidos para sus actividades de proselitismo y captación.

En marzo de 2015, el Colegio “Inmaculada Concepción”, regentado por las Agustinas Misioneras en Madrid, fue anunciado como la sede de una conferencia igual que la prevista para hoy en el colegio marista de Barcelona, en la publicidad repartida por la secta en la capital. Sin embargo, tras la advertencia de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES), la conferencia se cambió de ubicación y al final tuvo lugar en el instituto público donde, curiosamente, se hará la próxima semana tras la negativa de los salesianos.

Es de sobra conocido que en los “altares” de la SRF está situado Jesús como uno de los grandes gurúes, justo al lado del dios hindú Krishna, y acompañados ambos de otros maestros orientales que son Lahiri Mahasaya, Mahavatar Babaji, Paramahansa Yogananda y Sri Yukteswar. Así puede verse, por ejemplo, en la imagen inferior.

Let’s block ads! (Why?)

La modificación de la Humanae Vitae podría causar daños incalculables

Etiquetas

(InfoCatólica) Cualquier decisión papal que ponga en tela de juicio la prohibición de la Iglesia sobre la anticoncepción artificial, ya sea expresa o implícitamente, haría «un daño incalculable al magisterio de la Iglesia», advirtió un especialista en teología moral.

El P. George Woodall, profesor de teología moral en el Pontificio Ateneo Regina Apostolorum de Roma, también expresó su preocupación porque una comisión encargada de examinar y revisar la encíclica Humanae Vitae del Beato Pablo VI provoque «serios problemas» si la «revisión», aboga por excepciones que permitan la anticoncepción artificial en oposición a la enseñanza moral de la Iglesia.

Dijo que también debilitaría la capacidad de la Iglesia para combatir el relativismo moral y desencadenaría «una nueva crisis pastoral al menos tan grave» como la que siguió a la publicación de la encíclica que conmemora su quincuagésimo aniversario el próximo año.

La reafirmación de Pablo VI respecto a la enseñanza infalible de la Iglesia de que el uso de anticonceptivos es «intrínsecamente desordenado» llegó en un momento en que el mundo occidental estaba adoptando la anticoncepción de manera generalizada, convirtiéndola en una de las encíclicas más controvertidas y resistidas de la historia de la Iglesia.

Inmediatamente muchos clérigos y académicos rechazaron rotundamente las enseñanzas de Humanae vitae.

Muchos, sin embargo, defienden vigorosamente como profético el carácter de la Humanae Vitae, argumentando que la aceptación generalizada del control artificial de la natalidad ha separado los propósitos unitivos y procreadores de las relaciones sexuales, llevando a la sexualización de la cultura en Occidente, la promiscuidad, el aborto legalizado, el colapso del matrimonio, e infligiendo un profundo daño a la familia.

A medida que se acerca el 50 aniversario de la promulgación de la encíclica, varios intentos de algunas de las figuras más importantes de la Iglesia están ahora en marcha para desafiar la encíclica.

A este respecto, el Padre Woodall ha explicado sus preocupaciones, centrándose en los peligros de que cualquier revisión utilice la misma clave interpretativa de Amoris laetitia, afirmando erróneamente que aunque la práctica pastoral se ha alterado, la doctrina sigue siendo la misma.

Ha habido importantes acontecimientos desde la encíclica de Pablo VI, en particular la confirmación por parte de Juan Pablo II de su cuerpo doctrinal en la Familiaris consortio y su intento de proporcionar un fundamento antropológico y una explicación doctrinal de la encíclica en lo que comúnmente es llamado «teología del cuerpo». Varios aspectos de esta doctrina han sido incorporados al texto de Amoris laetitia. No habría ninguna dificultad en anticiparse a una comisión destacando estos aspectos porque están en completa armonía con la doctrina de Pablo VI.

En Amoris laetitia se ha prestado considerable atención a la naturaleza del amor conyugal, a los diversos factores que deben considerarse para evaluar si una persona tiene o no una vocación matrimonial, a lo que implica vivir esa vocación a través de los años y a través de las diversas etapas de la vida matrimonial. La exhortación contiene una sección sobre la fecundidad, que trata en gran medida un amplio concepto de la fecundidad del matrimonio en general, en términos de enriquecer a la pareja, a la familia y a la sociedad. No hay nada especialmente nuevo en estas reflexiones, pero son útiles a nivel pastoral. Nada en estos enfoques está necesariamente en desacuerdo con la Humanae vitae y se podría esperar que la compatibilidad de la reciente exhortación con la encíclica de Pablo VI fuera sacada a relucir por la comisión.

Los puntos precisos de la doctrina en la Humanae vitae que se podría esperar serían objeto de escrutinio sería el principio de la inseparabilidad de los significados unitivos y procreativos del acto conyugal (HV, 12), declarado por Pablo VI como la base de la condena para la anticoncepción artificial (HV, 14), la enseñanza de que todo acto conyugal debe permanecer abierto a la procreación (HV, 11), la condena de la anticoncepción como intrínsecamente y moralmente desordenada y por lo tanto incapaz de justificarse bajo la excusa de la «buena intención» o en circunstancias apremiantes sobre la base de que podría ser un mal menor, o que podría participar de la bondad de los actos conyugales antes, y durante toda la vida matrimonial, debido a que aquello que es intrínsecamente desordenado nunca se debe cometer ni siquiera con «buena» intención(HV, 14). A esto se añade que la enseñanza constante del Magisterio en esta materia es inmutable porque el Magisterio no tiene poder para decidir lo que es verdad, sino solo para proclamarlo (HV, 6, 18).

Si la comisión recomendara y si el Magisterio enseñara formalmente que las «normas morales objetivas» como éstas, y otras en la Humanae vitae, deberían ser rechazadas o, probablemente, no deberían ser interpretadas de manera legalista, ni ser impuestas como cargas a las parejas incapaces de soportarlas por quienes desean arrojar pedradas a las personas en dificultades, sino que deben ser presentadas como meros «ideales» que los matrimonios deben tratar de cumplir, pero que no podrían ser capaces de cumplir siempre en circunstancias apremiantes y que , para bajo una «buena» intención y quizás a través del discernimiento, asistido por un pastor a la luz de sus circunstancias «únicas», podrían violar, dejar de lado o interpretar creativamente, lo cual, ocasionaría graves problemas.

Esta «revisión» de la Humanae vitae implicaría una revisión igualmente radical de la Veritatis Splendor, que rechazaba el consecuencialismo, el proporcionalismo y una interpretación «creativa» de la conciencia moral entre otros graves errores que afligen la teología moral reciente y reafirmó firmemente la enseñanza de que elegir deliberadamente qué es moralmente desordenado, el objeto moral del acto, incluso bajo una buena intención en circunstancias apremiantes, haría el acto inmoral (VS, nn 75-78) y que algunos actos, incluyendo la contracepción, eran de naturaleza intrínsecamente inmoral, de tal manera que nunca podrían ser «ordenados» al verdadero bien de los seres humanos o a Dios y a su voluntad (VS, nn 79-83).

El «enfoque pastoral» de la «gradualidad» sería muy problemático si implicaba la idea de que las normas de la Humanae Vitae no se aplicaban realmente a algunas parejas porque, en sus circunstancias, no se podía esperar que las respetaran; sugiriendo que ahora podrían no respetarlas como parte de un plan de no violarlas en el futuro según la gradualidad de la ley, no la ley de la gradualidad, en la que alguien se esfuerza por seguir la verdad expresada en la norma, cuyos pecados él o ella se arrepienten y son menos que en el pasado, se animan a renovar el compromiso de vivir plenamente esa verdad. El rechazo de la gradualidad de la ley y la aceptación de la ley genuina de la gradualidad apareció en Familiaris consortio (34).

Puede ser improbable que exista una negación explícita y explícita de las doctrinas clave de Humanae vitae y / o de la Veritatis Splendor, pero la situación sería muy grave en mi opinión si alguna recomendación de la comisión fuera incorporada en una forma formal magisterial, que implicaba o parecía implicar tal negación o que era o que parecía ser incompatible con las doctrinas recién mencionadas. La crisis pastoral que rodeaba a Humanae vitae era grave, pero una nueva crisis pastoral por lo menos tan grave sería desencadenada, que implicaría un grave daño al respeto al Magisterio dentro de la Iglesia Católica y más allá.

Tal resultado de la comisión, si fuera aprobado y promulgado en la enseñanza magisterial formal, a menos que el Magisterio fuera capaz de ofrecer una explicación muy convincente de cómo esto no contradecía las doctrinas de una o ambas de estas encíclicas principales, doctrinales y pastorales.

Una negación formal o implícita, la contradicción o el descarte de lo que Pablo VI y Juan Pablo II enseñaron, en plena armonía con la tradición centenaria de la doctrina moral católica de la teología moral, podría llevar a la afirmación de que el actual pontífice debe ser seguido en contra sus predecesores. Una norma moral enseñada por el Magisterio requiere un obsequio religioso, pero tal afirmación se reduciría entonces a obediencia ciega a la voluntad de un papa o del Magisterio actual en contradicción con la del Magisterio moral anterior – obediencia a la mera voluntad de un superior (voluntarismo) lo cual está totalmente desacreditado porque es contrario a la razón.

Tampoco se puede comparar con un mero cambio disciplinario, como el color de las vestiduras, la fecha de una fiesta o las reglas del ayuno, porque involucra la verdad moral. La explicación de que las cosas han cambiado entretanto no convencería tampoco porque la verdad moral objetiva no es cambiante en sus aspectos esenciales; precisamente ese relativismo fue condenado en Veritatis splendor. El magisterio no puede inventar la verdad moral. No puede contradecir, sino que está vinculado, el Evangelio de Cristo, la Revelación, las verdades dogmáticamente definidas y las doctrinas constantemente enseñadas que se han propuesto definitivamente o como excepción para la Iglesia universal.

Si una decisión, como consecuencia de la comisión, pusiera esto en tela de juicio, expresa o implícitamente, a mi juicio, sería un daño incalculable para el magisterio de la Iglesia, el respeto por el Magisterio Católico y a la capacidad de la Iglesia en su magisterio para enseñar eficazmente la doctrina moral en general y la misión de la Iglesia para combatir el relativismo moral que es la plaga del mundo contemporáneo.

Por Edward Pentin

Let’s block ads! (Why?)